Las micro, pequeñas y medianas empresas (MiPyME) se desempeñan en un ambiente dinámico, y necesitan por tanto de una continua adaptación para mantenerse competitivas. Así, el espíritu emprendedor, la capacidad de aprendizaje, la incorporación de nuevos conocimientos y la generación de innovaciones, se tornan rasgos fundamentales de la actitud empresaria que contribuye a su supervivencia, desarrollo y fortalecimiento. Al mismo tiempo, la empresa requiere generar relaciones de intercambio con el entorno, ya sea productivo (cadenas de valor) como institucional (sector público, sistema financiero, instituciones científicas, universidades, asociaciones o cámaras empresariales), con el propósito de potenciar sus capacidades de adaptación.

En este escenario entendemos que la activa intervención del Estado juega un papel fundamental, convirtiéndose en un actor de suma relevancia para mejorar la competitividad de las MiPyMEs y con el ello la capacidad de desarrollo del territorio. En este marco, se debe trabajar activamente en la identificación de las necesidades empresariales y sectoriales locales a partir de un enfoque estratégico de intervención, propiciando un ambiente de intercambio continuo, para el que se desarrollen y pongan a disposición las herramientas que dichas empresas requieren.

A partir de esta premisa surge un interrogante fundamental: ¿Cuáles son las características del universo a intervenir? La respuesta requiere conocer cuántas micro, pequeñas y medianas empresas hay en la Provincia, en qué sectores de actividad se desempeñan, dónde se encuentran localizadas, cuáles las cadenas a las que se integran y con qué grado de desarrollo productivo/tecnológico, cuáles los vínculos institucionales con los que se cuenta, cuáles sus principales dificultades.

Así surge el Relevamiento PyME, el que desde su génesis fue utilizado como herramienta de planificación de la actual Secretaría de Desarrollo Productivo y PyME, siendo asimismo un insumo de vital importancia no sólo para la generación y comparación evolutiva de información agregada sino para la medición preliminar de resultados de impacto de las acciones realizadas.

En 2012 y 2014 se realizaron en la provincia los primeros dos Relevamientos MiPyME. Los datos se descontinuaron desde entonces. Entendiendo la importancia de los mismo, actualmente estamos trabajando para realizar el relevamiento MiPyME 2021.

Relevamiento MiPyME 2012

Relevamiento MiPyME 2014